Los hijos y su salud no son sólo temas de mujeres.

Dejar llorar a tu recién nacido no le hace bien a tu hijo ni a ti. Primero porque te vas a desesperar y desesperada tu cerebro no podrá ser capaz de ver qué le pasa a tu guagua (bebé) y entonces no identificarás que le sucede y así en ese estado de pataleta adulta, queSigue leyendo «Los hijos y su salud no son sólo temas de mujeres.»