Carta de una mamá cualquiera

“Escribo esta carta porque me he sentido confundida este tiempo. Soy madre por segunda vez y todo se me ha vuelto patas arriba… Mudar, hablar, vestir, bañar, acunar, mecer, cantar, dormir, alimentar… Pasear dos meses con la espalda tumbada hacia abajo, dándole la mano a mi hijo, después ofreciéndole un dedo, hasta que… ¡ya camina!Sigue leyendo «Carta de una mamá cualquiera»