Etiquetas

, , , , , , , , ,

Imagen
¡Eso es! una maternidad placentera. 

Por una maternidad donde se nos vea más contentas que agobiadas, donde se nos sienta más suaves que duras…

Voto por una maternidad con días de luz, luego de los días sombreados y fríos. 

Deseo para todas, que la mayor parte del tiempo nos derritamos de amor por nuestros hijxs. A ellxs les va a encantar sentirse amados.

Espero que podamos confiar en nuestros cuerpos, en el deseo materno, en su intuición o saber interno, como quieran llamarle…y así sentirnos poderosas al saber a ciencia cierta o a puro sentido corporal lo que nuestros hijos necesitan de nosotras. Que nadie se atreva a dudar de los que somos capaces de dar. 

Me encantaría que los niños y las niñas nos vieran contentas, no tan neuróticas, apuradas y gritonas. Me gustaría que ellos vieran que la vida es linda de vivir. Que llegar a ser adultos es, principalmente rico y entretenido … recordemos que somos nosotras las que ponemos el clima, las esperanzas, nosotras…  las quita penas de la casa… tres besos y pasó.

Me gustaría una crianza cómoda, fácil, cercana, sencilla, simplecita, intuitiva…

Quiero que disfrutemos del trabajo o más bien de nuestra vocación, que trabajar sea hacer, ahora de adultas, eso que más nos gustaba jugar de niñas… Dejemos jugar mucho a nuestras niñas y niños, en los juegos se atesora el futuro. Trabajemos para hacer comunidad, ¡que a todas nos vaya bien! Que seamos creativas y generosas.

Ojalá podamos tener deseos sexuales y tener todos los orgasmos que nos regale el cuerpo y el encuentro con el otro. Ser mujer es y debe ser un placer.

Deseo que ser mamá esté combinado y compartido con las amigas, hermanas y las distintas madres y mamás que vamos encontrando… Que todas tengamos tribu donde cobijarnos y sentirnos acompañadas. 

Que los hombres que nos acompañen sean de esos nuevos hombres …  amorosos, corresponsables, amantes, respetuosos, trabajadores … que confíen en nuestras locuras, que amen nuestras intuiciones. 

Me encantaría que juntas, gozando de la vida que nos trae el ser mujer, podamos gozar, parir con poder, criar con placer, trabajar con gozo… Me gustaría vernos más colaborativas y cuidadoras.

Me gustaría menos quejas de los hijxs, menos partos violentados, menos pezones agrietados, menos violencia entre las parejas … quiero ver a mis compañeras mujeres ¡gozando lo que las vida nos ha dado para disfrutar!

Me gustaría obedeciéramos un poquito más al cuerpo y escucháramos menos los mandatos del sacrificio, el orden, la represión, castigos, culpa…

Recuperemos juntas el cuerpo perdido, nuestro cuerpo lleno de curvas, espacios, leches, óvulos, sangre de vida…

Recuperemos a la madre gozosa, alegre, generosa, cariñosa, simple, intuitiva, bruja, hada madrina, regalona, pedagoga…

Sé que es complejo … Pero mi impresión es que cada días somos más las que nos gusta ser mujer mujer. Somos más las que paramos la oreja de loba y dudamos de los cuentos que nos han contado.

No sé, tengo la impresión de que nos vamos encontrando, empoderando y disfrutando y cuando hay una mujer que disfruta son muchos los que bailan con ella.

Quiero que las niñas y los niños vean a sus madres, la mayor parte del tiempo, con tiempo para ellxs, con abrazos, con besos, palabras, risas, leches, sueños, chocolates, juegos … Para eso, ¡no es necesario trabajar tanto! ni dentro ni fuera de casa… Para eso hay que desear más… recuperar el deseo del cuerpo.

Recuperar el deseo materno. 

 

Leslie Power Labbé